Pastel de patatas y carne de cordero con verduras encurtidas
Gordon Ramsay
Mi cocina casera

Receta del libro Mi cocina casera

Ingredientes

(4 personas)

500 g de carne magra de cordero picada 2-3 cucharadas de aceite de oliva 1 cebolla grande finamente picada 1 zanahoria grande finamente picada 2 dientes de ajo picados 2 cucharadas de harina 1 cucharada de tomate concentrado 250 ml de vino tinto 350 ml de caldo de pollo (véase la pág. 258) 1½ cucharadas de salsa Worcestershire las hojas de un puñado de ramitas de tomillo las hojas de una ramita de romero picado 2½ cucharadas de pickle Branston finamente picado   Puré de patata: 600 g de patatas Desirée troceadas 50 g de mantequilla 30 ml de leche caliente 3 cucharadas de queso parmesano recién rallado 2 yemas de huevo grandes

Preparación

Poner a calentar una cacerola amplia de base gruesa o de hierro fundido a fuego medio-fuerte. Salpimentar la carne picada y freírla en una capa delgada de aceite unos 10 minutos, hasta que se dore de manera uniforme. (Freír la carne en 2 tandas si la cacerola no es lo suficientemente amplia como para que se dore en una sola vez).
Con una cuchara ranurada. pasar la carne a un bol.
Añadir un poco más de aceite a la cacerola y agregar la cebolla, la zanahoria y el ajo. Freír otros 4-5 minutos revolviendo con frecuencia, hasta que las verduras estén doradas. Añadir la harina y el tomate concentrado, y revolver con frecuencia durante un par de minutos.
Verter el vino tinto y raspar el fondo de la olla para despegar el sedimento dorado. Dejar que el vino hierva para que se reduzca, hasta que la olla esté casi seca.
Verter el caldo de pollo y llevar a ebullición a fuego suave.  Volver a echar la carne picada en la cacerola y añadir la salsa Worcestershire y las hierbas. Bajar el fuego al mínimo y tapar parcialmente la cacerola.
Cocinar a fuego lento 30-40 minutos, revolviendo de vez en cuando, hasta que el cordero esté tierno y la salsa se haya espesado.
Mientras, hervir las patatas en agua con sal 15-20 minutos, hasta que estén tiernas al pincharlas con un cuchillo pequeño. Escurrirlas bien, volver a introducirlas en la olla y calentarlas a fuego bajo para que se sequen un poco. Triturarlas con un pasapurés sobre un bol grande.

Mezclar con la mantequilla, la leche caliente y 2 cucharadas de queso parmesano. Sazonar al gusto, incorporar las yemas de huevo y reservar.
Precalentar el horno a 180 °C. Agregar el pickle Branston a la mezcla de carne picada y extender todo en la base de una fuente de horno de 2 litros. Con una cuchara grande, añadir encima una buena capa de puré de patatas, comenzando desde el exterior y avanzando hacia el centro. Esponjar el puré de patatas con un tenedor para formar picos. Espolvorear con el resto del queso parmesano y moler por encima un poco de pimienta negra. Hornear 20-25 minutos, hasta que la superficie esté dorada y la salsa hierva alrededor. Servir con un poco más de pickle Branston a un lado, si se desea.

Variaciones

Este es un pastel de carne tradicional con un poco de
pickle Branston, una mezcla de verduras encurtidas con
especias y vinagre, que ayuda a realzar el sabor de la
carne de cordero. Como otros pasteles de carne y patata,
se puede congelar sin problemas. Si lo quieres congelar,
añade al tiempo de cocción otros 10-15 minutos.

Otras recetas del autor

Recetas relacionadas

Comenta esta receta