captura-de-pantalla-2012-10-25-a-las-15-39-12

Halloween es una fiesta de origen pagano que se celebra la noche del 31 de octubre, víspera del Día de Todos los Santos, y que tiene sus raíces en el antiguo festival celta conocido como Samhain (pronunciado "sow-in"), que significa "fin del verano" y se celebraba al finalizar de la temporada de cosechas en Irlanda.

halloween-illustration

Nosotros lo celebramos, como mejor sabemos hacerlo: cocinando y comiendo con amigos y familia. Por ello, os recomendamos estas sencillas y deliciosas recetas, para que os animéis a prepararlas:

Con esta en concreto, de Lorraine Pascale, ¡triunfaréis!

Ingredientes (10-12 raciones)

  • Aceite vegetal o un espray
  • 200 g de mantequilla ablandada
  • 200 g de azúcar extrafino
  • 4 huevos
  • 140 g de harina normal
  • 60 g de cacao en polvo
  • 1 pizca de sal
  • 2 cdtas. de levadura
  • 400 g de cigarrillos de chocolate negro, blanco o con leche (75-80 en total)

Crema de mantequilla:

  • 250 g de mantequilla
  • 500 g de azúcar glas
  • 100 g de chocolate negro (con 70% de cacao)

Decoración (opcional):

  • Flores frescas
  • Fresas
  • Higos cortados en cuartos

Utensilios:

  • Un molde redondo y profundo de 20 cm
Descripción

Este pastel se prepara con cigarrillos de chocolate, que pueden comprarse fácilmente por internet, pero si necesitas preparar el pastel hoy mismo, puedes emplear barquillos bañados en chocolate o barritas de kit-kat.

Preparación

Precalentar el horno a 180 °C. Forrar el molde para pasteles con papel de hornear y engrasarlo con aceite con un espray o un pincel de cocina.

Batir la mantequilla ablandada y el azúcar en un bol grande hasta que la mezcla comience a adquirir un tono pálido. Añadir la mitad de los huevos y la mitad de la harina y mezclar bien. Añadir el resto de los huevos, la harina, el cacao en polvo, la sal y la levadura en polvo y batir hasta que la mezcla esté uniforme. Verter en el molde preparado y hornear durante 30-40 minutos, o hasta que al insertar en el centro un palillo, este salga limpio. Dejar enfriar dentro del molde.

Poner la mantequilla ablandada y el azúcar glas en un bol y batir hasta que la mezcla comience a estar esponjosa. Añadir el chocolate fundido y ligeramente enfriado, y batir durante 2 minutos más.

Una vez que el pastel esté frío, sacar del molde. Cortar con cuidado la parte superior con un cuchillo de sierra grande (poder comer esta porción es una de las ventajas de ser chef). Dar la vuelta al pastel y colocarlo boca abajo sobre una fuente para pasteles de unos 20 cm de modo que el fondo se convierta en una bonita y plana parte de arriba. Cortar en dos horizontalmente y unir ambas mitades con una capa de crema de mantequilla de 1 cm de espesor. Extender la mitad de la crema sobrante por encima y por los laterales del pastel, alisando bien. Meter en el frigorífico para que se asiente antes de untar otra capa. Así los bordes quedarán rectos.

Empujar suavemente los cigarrillos verticalmente contra los laterales del pastel. Deben quedar rectos y apoyarse sobre el fondo.

¡Esperamos que os gusten! ¡Feliz Halloween a todos/as!

#megustacocinar

 

Noticias relacionadas

Comenta esta noticia

ERROR: Todos los campos son obligatorios